Smart Money, Smart People

Ventajas de un departamento lock off

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

El mercado inmobiliario siempre está cambiando y ofreciendo nuevas opciones de inversión, desde desarrollos de usos mixtos, residencias privadas y más.

En este artículo te queremos hablar de una opción quizá no tan conocida, que te permitirá aprovechar el espacio extra en tu propiedad. 

¿Qué es un lock-off?

En el mundo inmobiliario, un lock-off se refiere a una unidad utilizada en tiempo compartido; están compuestos por unidades de vivienda distintas separadas por una puerta. 

Cada vivienda cuenta con sus propias amenidades, lo que es una gran ventaja para aquellos que comparten la propiedad. Dependiendo de cada proyecto, el Lock Off puede componerse de ser dos o más unidades, cada una con sus servicios básicos y habitaciones propias.

Las propiedades pueden ser casas, condominios o cualquier otro tipo de vivienda, la única diferencia de un lock-off con una habitación normal es que comparten un espacio de entrada separado por una puerta. No presenta ningún problema para los que residen ahí, pues es lo mismo a tener vecinos.

¿Cuáles son las ventajas como inversionista o dueño de una propiedad lock off?

Como propietario, puedes utilizar tu propiedad como fuente de inversión, alquilando una parte o incluso ambas cuando no las estés utilizando. ¡Es fácil! El sistema lock-off te permite versatilidad y ofrece muchas posibilidades:

  • Este sistema permite que el propietario, en vez de alquilar la propiedad completa, viva cómodamente en una mitad mientras alquila la otra.
  • Este bloqueo también funciona para que el dueño tenga dos opciones para vivir; puede pasar un tiempo en la mitad de la unidad, y usar la otra parte de la propiedad en otra ocasión.
  • Incluso, puede rentar las dos unidades de forma independiente cuando no las esté ocupando, generando así mejores rendimientos.
  • Puede mantener la propiedad como una sola y rentarla de esa manera.

Igual que cualquier otra propiedad disponible en Airbnb, los lock-off están disponibles para que el cliente elija el tipo de contrato que mejor le convenga, que necesite y que se adapte a sus posibilidades.

Tipos de contrato para propiedades Lock-off

1. Semana y unidad fija a perpetuidad

Por medio de un contrato escrito, el comprador puede usar una unidad específica, en una semana determinada, cada año y para siempre.

Así, el comprador tiene el beneficio de la propiedad, puede ser parte de la administración y, bajo el acuerdo, el propietario puede hacer lo que desee con el tiempo que no se esté utilizando. 

2. Derecho a uso

En vez de separar la propiedad para toda la vida, puedes hacerlo durante un determinado número de años. Este contrato es el más usado, y funciona como si fuera membresía de un club.

3. Propiedad fraccionada

De esta forma puedes pagar una cantidad larga de semanas -de un mes a más- por un costo menor. Es común en los destinos de playa, para temporadas largas.

En conclusión, un lock-off es como cualquier otra forma de vivienda, pues cuenta con todo lo que necesitas: baño, cocina, habitación propia; podrás encontrar algunas con amenidades como piscina, jacuzzi, terraza, entre otras cosas.

Como propietario, un lock-off te ofrece más oportunidades para invertir en tu propiedad, y puede inclusive duplicar tus ganancias.

¿Tienes más preguntas? Te invitamos a suscribirte a nuestro blog para seguir aprendiendo más sobre este y otros temas.

Suscríbete al blog

Publicado por Phinance

Publicado por Phinance

©2021 Phinance -Smart money for smart people. Política de Privacidad
©2021 Phinance -Smart money for smart people. Política de Privacidad