Smart Money, Smart People

¿Ahorrar para el retiro? 3 claves que debes saber al respecto

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Seguramente ya lo has leído hasta el cansancio, porque nosotros también, pero vale la pena repetirlo porque es verdad: los millennials no solo no perciben ingresos como los que sus padres o abuelos percibieron por el mismo trabajo, sino que además no cuentan con una cultura sólida de ahorro e inversión que los prepare para el futuro, y que pueda servir como colchón que garantice una vida digna durante el retiro.

Ahora queremos poner sobre la mesa esta pregunta, ¿qué es lo que vas a hacer si no se acaba el mundo? La idea de trabajar toda tu vida hasta que mueras suena aterradora, ¿no es cierto? Pero es una realidad que debes enfrentar porque muy probablemente nos quede un largo camino por recorrer, y hay que estar preparados para ello, ¿cómo te preparas para la jubilación?

1.- Ahorrar para el retiro no es la mejor opción

Cuando hablamos de retiro, las palabras “pensión”, “ahorro” y “seguro” suelen aparecer en la conversación, pero ¿en qué contexto? Sabemos que generaciones anteriores contaban con sistemas de ahorro que les permitieron gozar, todavía, de algunas pensiones dignas. Además de eso, contaron con un modelo económico que les permitió ahorrar un poco más de lo que su pensión requería.

A partir de la implementación de la reforma de la ley de pensiones en 1997, esto cambió, y ahora el porcentaje del salario que irá a tu pensión es muchísimo menor y de ninguna manera te garantizará una vida digna. Además, los salarios actuales permiten un margen de ahorro muy reducido. De hecho, actualmente el 33% de los millennials a nivel mundial no cuenta con ahorros, y 52% de los jóvenes opina que el ahorro es algo exclusivo para emergencias.

El ahorro es una herramienta muy buena para obtener capital, pero al ser aportaciones mínimas, en el largo plazo la suma que puedes generar va devaluándose junto con la bolsa de valores y la moneda nacional. De ese modo, si logras ahorrar un millón de pesos para el retiro, tendrás que tomar en cuenta que para el momento en que decidas utilizar ese dinero, su valor utilitario (es decir, lo que pueden comprar) va a haberse reducido significativamente. 

2.- Seguros para el retiro: ¿son confiables?

Puede parecer sencillo contratar un seguro adicional para el retiro o buscar un Afore. Pensarás que es una forma segura de ahorrar por el resto de tu vida sin temer porque ese dinero se pierda, pues tienes la certeza de que se va a un fondo aparte y que puede servirte cuando llegue el momento de jubilare, pero lo cierto es que, una vez más, te topas con que:

  • La cantidad asegurada dista mucho de lo que realmente esperas disponer para poder vivir tus mejores años con toda plenitud.
  • Tu dinero apenas se mueve y apenas crece.
  • De hecho, pagar la poliza de un seguro de este tipo es un pasivo que drena dinero y que no termina de asegurar tu futuro.
  • La cobertura tiene un límite de tiempo, y si vives más allá de ese límite terminarás desamparado. Por lo general el límite de cobertura es 99 años.

Los seguros y afores son herramientas buenas para acumular algo de ahorros y mantenerlos seguros en un lugar que difícilmente podrás tocar, pero una vez más el rendimiento de ese dinero es nulo, y en el mejor de los casos, apenas crece con tus aportaciones. En el peor de los casos, tiene el mismo destino que tus ahorros en el banco, y pierde valor con el tiempo.

3.- ¡Invertir en Bienes Raíces hace que tu capital se multiplique!

La mejor opción para el retiro es, sin duda, la inversión; y una que asegura tu capital como ninguna otra es la compra de propiedades inmobiliarias. Ya te hemos hablado antes de lo que le sucede a tu dinero cuando lo dejas en el banco, y también te hemos dicho que las Bienes Raíces son mejores que ahorrar; de hecho, en este artículo profundizamos sobre los enormes beneficios que existen al invertir tu dinero en tierra, pero es necesario mencionarlo de nuevo porque es la mejor opción para ti.

Invertir tu dinero en tierra te garantiza un capital en crecimiento y con un valor que no va a devaluarse con la inflación de tu moneda.

Por ejemplo: Si compraste una propiedad en un millón de pesos, dentro de diez años probablemente costará más dinero gracias a la inflación y al aumento del valor de la tierra. En cambio, si conservas ese millón de pesos en el banco, perderán su valor útil: hoy podían comprar esa propiedad, pero en diez años no van a ser suficientes para pagarla. ¿Entiendes hacia donde vamos?

Además, invertir en bienes raíces te abre las puertas para comenzar negocios de rentas habitacionales o vacacionales, y aseguran el patrimonio de tus seres queridos en el futuro.

El momento perfecto para invertir es ahora mismo, ¡puedes empezar con un capital mínimo e ir creciendo! O si tienes ahorros, quizá es momento de comenzar a moverlos. ¿Quieres saber más? ¡No pierdas la oportunidad de hacer crecer tu dinero y contáctanos!

Suscríbete al blog

Topics:

Publicado por Phinance

Publicado por Phinance

©2021 Phinance -Smart money for smart people. Política de Privacidad
©2021 Phinance -Smart money for smart people. Política de Privacidad